Visit essay writing service papersmaster.com

Herbolario Navarro


Sa i Fresc: Agricultura de Sentido Común

Sa i Fresc es una empresa ubicada en la Huerta de Valencia que cultiva hortalizas ecológicas.

Esta compañía valenciana provee a Herbolario Navarro de hortalizas ecológicas. Los tres socios que la forman han hecho un viaje de introspección a la tradición agrícola de sus familias y la han reinventado eliminando de sus cultivos el empleo de productos fitosanitarios y fertilizantes no orgánicos, para incorporar todo lo que han aprendido a lo largo de su trayectoría académica y su experiencia profesional. Ahora Sa i Fresc practica una agricultura respetuosa con el medio ambiente y con la tierra y libre de tóxicos para el consumidor.

En Sa i Fresc decidieron hace unos años que había llegado el momento de cambiar las cosas para simplemente hacerlas bien. Quisieron empezar a trabajar la tierra como lo habían hecho toda la vida los agricultores, sin utilizar fitosanitarios ni fertilizantes orgánicos.

Y es que en el pasado, hubo un momento en el que los agricultores confiaron en ese tipo de productos y en las máquinas para después darse cuenta que muchas de estas cosas eran perjudiciales. Todo ello propició la formación de suelos muy pesados, con poco drenaje y con plagas cada vez más resistentes, “ya que el uso de fitosanitarios y fertilizantes inorgánicos no permiten que el suelo se oxigene y por tanto no le aportan vida”, explica Julio Quilis, co-fundador de Sa i Fresc.

Recuperar la tradición.

Los padres de Julio Quilis practicaban una agricultura tradicional y también fueron víctimas de esta tendencia. Pero el trabajo y la formación de una nueva generación de agricultores, ha sido fundamental para recuperar la tradición perdida. Tal y como afirma Quilis, “yo estudié ingeniería agrícola y tanto mis socios como yo hemos estado trabajando de técnicos en cooperativas, nos formamos y estudiamos más el medio, y decidimos volver a lo que hacían nuestros padres, pero sumando todos esos conocimientos que habíamos adquirido”.

Julio junto a Fermín, encargado de la producción y la nutrición de los cultivos, y Kiko, responsable de la maquinaria y las labores de cultivo, fundan Sa i Fresc con una clara filosofía de trabajo, “volver a hacer una agricultura de sentido común”, explica.

Y es que a estos tres socios les une una misma historia, todos vienen de casas de agricultores que vendían en mercados como el Central de Valencia, y que tras una intensa formación, han empezado a cultivar y vender el mismo producto que hace 50 años, pero empleando internet y las nuevas tecnologías. “Desde que vivíamos en casa ya éramos muy reacios a que nuestros padres utilizaran el tema de los fitosanitarios y empezamos a racionalizar su uso en los cultivos que hacíamos en casa. Nosotros teníamos nuestra vida enfocada a ir reduciendo esto y conforme hemos aprendido, gracias a nuestra formación y experiencia, hemos ido incorporando a nuestra vida más cosas relacionadas con la producción ecológica”, explica Juan Quilis.

Con todo lo que aprendieron decidieron darle a la gente lo que quería: productos ecológicos que no tienen por qué ser feos, sino estar bien presentados, de calidad, con un mínimo de presentación pero sin llegar a la exageración de calibrados y colores, una clasificación que no tiene nada que ver con el valor nutricional del producto.

De esta forma, Sa i Fresc practica una agricultura en la que prima el respeto al medio ambiente y la seguridad alimentaria. Trabajan para que el cultivo de sus hortalizas no desequilibren el medio ambiente, no perjudiquen algunas poblaciones de aves o plantas que se van perdiendo, ni transmitan a los consumidores tóxicos que les pueden causar enfermedades.

Respeto ambiental y social.

Por ello disponen de una plantilla de 20 trabajadores procedentes de España, Mali, Guinea Ecuatorial, Rumanía, etc. todos con tarjeta de residencia y algunos con nacionalidad española. En Sa i Fresc se cumplen los requisitos en materia de prevención de riesgos laborales y los requisitos legales en materia laboral y de seguridad social. Además sus trabajadores están formados para que cada uno sepa hacer bien sus tareas y esté garantizada su seguridad, ya que su objetivo es ser respetuosos con el medio ambiente, pero también con la sociedad. El equipo lo completa además, el personal especializado en administración, así como una persona que gestiona todo lo relacionado con la certificación ecológica, el registro sanitario o la prevención de riesgos laborales, etc.

Para los fundadores de Sa i Fresc es fundamental el tema del reciclaje de residuos tanto en la empresa como en casa, ya que en su día a día todo lo que hacen es en vistas a contribuir a la mejora de lo social, lo económico y lo medioambiental, “cuando vamos a hacer la compra nos preocupamos por buscar productos que tengan el menor impacto en el medio ambiente y que fomenten la economía local, eso lo tenemos muy en cuenta, tanto en lo personal como en lo laboral”, explican.

Es por ello que convertirse en proveedores de Herbolario Navarro les hace sentirse orgullosos de su trabajo, ya que es como una muestra de confianza a su particular forma de vivir el campo: “Nuestra vida está dedicada al campo. Si la huerta no la vives, no puede haber huerta”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *