Herbolario Navarro


Desayuno: energía y bienestar para todo el día

La primera comida del día es fundamental para disfrutar de un día lleno de energía y vitalidad, pero además los estudios recientes afirman que incluso es beneficioso para prevenir la obesidad en los niños. Pero no sirve cualquier desayuno, sino aquel que contiene alimentos clave como los cereales integrales y la fruta.

En el caso de los niños es imprescindible que realicen un buen desayuno, ya que necesitan un mayor aporte nutritivo en su dieta para que su rendimiento físico y mental no se vea perjudicado. Una primera comida, que siempre debe estar compuesta de alimentos natural de gran valor biológico y que debe cubrir el 25% de las necesidades calóricas del día. De esta forma se consigue un buen rendimiento, tanto en niños como en adultos, así como un control del peso, evitando picar entre horas.

Estos son los ingredientes de un buen desayuno:

  • Cereales integrales: Se trata de un alimento básico que no debe faltar en la dieta de toda persona, especialmente en el caso de los niños, ya que aportan hidratos de carbono proporcionando la energía que necesitamos para funcionar todo el día. Es preferible evitar los cereales refinados, así como aquellos endulzados con azúcar. No hay que olvidar que también los podemos encontrar en forma de galletas y bollos, aunque es recomendable buscar aquellos con ingredientes naturales y sin azúcares añadidos.
  • Fruta: Es conveniente incorporar una pieza de fruta en el desayuno, ya que nos aporta vitaminas, fibra y agua. Además, son tantas las diferentes frutas que nos ofrece la naturaleza en cada estación que cada día podemos disfrutar de un desayuno diferente. Los zumos de frutas también son una buena opción, sobre todo para los niños, ya que es una forma sencilla de que tomen fruta. En este caso existen numerosas variedades de zumos elaborados únicamente con fruta 100% natural, destacando aquellos que contiene ingredientes de origen biológico.
  • Lácteos o bebidas vegetales: los productos lácteos y sus derivados aportan nutrientes tan importantes como proteínas, calcio y vitaminas, pero aquellas personas intolerantes a la lactosa o que han optado por una dieta vegetariana tienen la opción de consumir bebidas vegetales. Y es que las bebidas vegetales, con consistencia y apariencia similar a la leche, son una rica fuente de nutrientes de gran valor que nada tienen que envidiar a la leche.
  • Mezcla energizante: la combinación de polen, levadura de cerveza, germen de trigo y lecitina de soja, todos ellos granulados, es ideal para añadir al desayuno y aportar energía extra a toda la familia cada mañana.

Desayuno: energía y bienestar para todo el día

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *