Visit essay writing service papersmaster.com

Herbolario Navarro


Enfría tu cuerpo en verano comiendo de forma saludable

Alimentos para estaciones calurosas.

Por fin ha llegado el tan ansiado verano y seguro que tenéis ganas de disfrutarlo. Aprovechar estos días inmensamente largos,  las siestas con el roce de la brisa del mar, sentir los pies desnudos bajo la arena o bajo la fresca hierba. Es tiempo para expresar, jugar, reír…

Pero no olvidemos el calor, para afrontar las altas temperaturas os proponemos unas recomendaciones sutiles, pero efectivas que os van a ayudar a enfriar vuestro cuerpo, naturalmente para que os sintáis en armonía con la temperatura exterior.

El primer paso a seguir debe ser intentar evitar o reducir productos animales (carnes, embutidos, huevos, quesos densos y salados), el exceso de sal en la cocina y los alimentos crudos, el exceso de fritos, de horneados (pan, pastelería, galletas, bollos). Este tipo de alimentos generar mucho calor interior y os aseguramos que si los evitáis, vais a poder apreciar el calor estival sin agobios y pesadez.

Además, si usáis mucho la olla a presión, el horno, cocciones largas o incluso vapor en exceso, vais a generar una energía interior muy profunda, más apropiada para la estación del invierno, no para el verano.

Verduras y ensaladas.

Comer unas cuantas hojas de lechuga en una comida no significa que estás ingiriendo la suficiente cantidad que tu cuerpo necesita a diario. Las verduras contienen gran cantidad de agua, vitaminas, fibra, todo ello con el objetivo de enfriarnos y dispersar el calor interior, pero hay que cocinarlas correctamente. Los estilos más apropiados son prensadas, maceradas, escaldadas, hervidas, salteadas rápidas con agua, o con un poco de aceite.

La ensalada cruda multicolor es una buena opción, aunque quizás el abuso pueda llevar a algunas personas a retener líquidos y a perder energía y vitalidad. La retención de líquidos se origina principalmente por un consumo excesivo de sal o condimentos salados, lo que puede producir bloqueo en los riñones e impedir que trabajen con eficacia.

Por ello os recomendamos hacer el aliño por separado, incluyendo diferentes condimentos como limón, vinagre de arroz o de umeboshi, aceite de oliva, salsa de soja, etc. Además si sueles retener líquidos, con tendencia a intestinos hinchados y gases, las ensaladas prensadas van a ser las más adecuadas.

Otra opción muy buena es añadirle a tus platos hierbas aromática y frescas. Incrementar el consumo de especias ayuda a disipar el calor, pero siempre en pequeñas cantidades.

Cereales integrales y proteínas.

Sea la estación que sea, nuestro cuerpo requiere carbohidratos de buena calidad para poderlos transformar en energía y vitalidad. Es en verano cuando estamos más activos, con ganas de viajar y reunirnos con amigos y esto requiere un aporte de carbohidratos y proteínas. En lugar de comer un potaje de garbanzos o una paella, será mejor que te prepares una rica ensalada de arroz y un paté de garbanzos, el famoso humus. Los ingredientes son los mismos, solo cambia la forma de cocinarlos.

Las frutas.

el efecto de las frutas es el de enfriar, lo que realmente estamos buscando ahora en verano. Podéis utilizar gran variedad de frutas locales y de la estación. Procurar no excederos, porque os puede producir un exceso de líquido en vuestro cuerpo e incluso retención.

La fruta cruda aporta frescor, ligereza, sabor ácido-dulce, pero a la larga, no nos aporta la calidad de dulce que necesitamos. Incluso en verano podemos combinar la fruta cruda con la cocida, aunque la sirvas fresquita de la nevera.

Los licuados de frutas y verduras, las gelatinas y mousses, la horchata casera, los helados hechos en casa sin azúcar os van a  aportar ese frescor que vuestro cuerpo necesita sin sufrir los altibajos de la dieta moderna.

Las verduras del mar.

Al sudar nuestro cuerpo pierde minerales, y por ello es esencial reponerlos a diario con una buena cantidad de  algas. Su consumo te dará energía, vitalidad.

Las algas o verduras del mar son un alimento muy versátil que podéis integrar sin dificultad en cualquiera de vuestros platos estivales.

El uso del aceite.

El aceite en crudo enfría, contrariamente al aceite en cocción. El aceite caliente va a generar una energía más profunda y de calor interior más propio del invierno. Unas gotitas de aceite o mezcladas en un aliño con otros ingredientes como limón, jengibre, mostaza, concentrado de manzana, salsa de shoyu y hierbas frescas será el condimento perfecto para esta estación calurosa.


Ideas de Recetas Veraniegas

1º Crema fría de Calabacín y Puerros

Ingredientes:

Elaboración:

  • Pon una cazuela a calentar y añade 1 cucharada de aceite de sésamo.
  • Saltea a fuego media las cebollas a medias lunas con una pizca de sal, la albahaca seca y la pimienta, durante unos minutos.
  • Añade los puerros y los calabacines y sigue salteando con otra pizca de sal marina.
  • Cubre las verduras con agua, tapa y cuece a fuego medio bajo durante 20 minutos.
  • Añade el miso blanco y haz puré las verduras.
  • Deja enfriar, puedes añadir un poco de albahaca fresca como decoración en el plato.

 

2º Ensalada de Azukis sabor a Menta

Ingredientes: 

Elaboración: 

  • Deshuesar el aguacate y rociarlo con limón para que no se ennegrezca. Cortarlo a cuadritos.
  • Colocar los azukis en un plato grande y añadir el aguacate cortado a cuadritos, el tomate, la cebolla tierna.
  • Preparar un aliño con una cucharada de aceite de oliva, una de vinagre de umeboshi, gotas de limón y menta fresca.
  • Añadir este aliño a la ensalada.

 

3º Ensalada de Pepino a la Menta

Ingredientes:

  • 1 pepino cortado a rodajas muy finas
  • Apio cortado muy finamente
  • 1 manojo de rabanitos cortados a rodajas muy finas
  • 1 tira de alga wakame previamente remojada y cortada fina
  • Menta fresca
  • Sal marina

Aliño:

Preparación: 

  • Cortar las verduras muy finamente y espolvorear con sal marina.
  • Colocar las verduras en un recipiente hondo y poner encima un plato y un peso, prensar como mínimo 2-3 horas, o colocar las verduras en una prensadora.
  • Pasado ese tiempo colocarlas en una fuente, añadir el alga wakame y el aliño.

 

4º Kanten de Manzana

Ingredientes:

Elaboración: 

  • Poner a calentar el zumo de manzana.
  • Añadir los copos de agar-agar diluidos con un poco de agua.
  • Dejar que alcance el punto de ebullición y bajar el fuego, dejar que se cueza a mínimo 10 minutos.
  • Colocar las manzanas cortadas a trocitos en un recipiente y añadir el zumo caliente y los copos ya disueltos en el zumo.
  • Espolvorear con un poco de canela y dejar que se enfríe.

Yolanda Andrés: psicóloga y consultora de nutrición saludable.

Soy psicóloga y psicoterapeuta con más de 20 años de experiencia clínica en diferentes instituciones clínicas y privadas. He podido compaginar esta carrera profesional en otros campos como la Nutrición, el yoga y la meditación que han enriquecido mi visión de la vida, la Salud y el Bienestar en la difícil sociedad actual. Además he vivido 7 años en el extranjero, 5 años en Suecia y 2 en Casablanca que han ampliado mi visión y mi experiencia tanto profesional como personal.

En mis consultas encontrarás una guía para que a través de la psicoterapia y la alimentación desarrolles un nuevo estilo de vida. Te puedo ayudar a que pongas en práctica una forma de vida que te aporte salud y longevidad con una manera natural de prevenir las enfermedades más comunes de la época. A que encuentres alternativas a una manera de vivir sin estrés, ansiedad y angustia y comenzar un camino basado en la serenidad, el sosiego y el bienestar.

Actualmente también asesoro a empresas que quieren introducir un programa de hábitos saludables y mejorar la vida de sus empleados para que se sientan más felices y puedan ser más eficaces, hoteles que buscan diferenciarse ofreciendo un menús saludable para sus huéspedes que quieren mantener en sus viajes de negocios o de ocio practicar un estilo de vida saludable.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *